Neumáticos de invierno

Los automovilistas desconocen que pueden montar en sus vehículos neumáticos de invierno, más económicos que los convencionales, si eligen cubiertas con un índice menor de velocidad.

4/12/2014 Por Redacción

 

Los neumáticos de invierno son unos grandes desconocidos en el mercado español. De hecho, la mayoría de los automovilistas no los tiene en cuenta y, como ponen de manifiesto las conclusiones de un reciente estudio de próxima difusión, incluso muchos profesionales del mundo del motor no sabe responder cuando se les pregunta cuáles son los mejores fabricantes que desarrollan este tipo de cubiertas.

 

Y aunque España sea relacionada como un país benigno climatológicamente hablando –de sol y playa, para entendernos–, lo cierto es que en esta zona del sur de Europa se confirma que también hay invierno –como diría aquel, haberlo, haylo–. Y en algunas zonas, especialmente severo llegada la hora de ponerse al volante.

 

Por ello, según recuerda el distribuidor Grupo Andrés, un real decreto ampara el montaje y utilización de neumáticos de invierno con un índice de velocidad inferior al de las cubiertas convencionales homologadas para cada vehículo, independientemente del código que figure en la tarjeta del automóvil. Pero conviene saber que la legislación obliga a llevar una pegatina identificativa en el parabrisas y que debe ser proporcionada por los responsables del establecimiento que monte los neumáticos.

 

Como ha quedado de relieve en numerosas pruebas, los neumáticos de invierno contribuyen a reducir la distancia de frenada sobre asfalto frío o mojado y evacúan más agua cuando se rueda bajo la lluvia. Ello es posible gracias a una banda de rodadura con un dibujo cuya profundidad es de 10 milímetros, frente a los ocho de una cubierta convencional. Además, dichos neumáticos superan el test de la Inspección Técnica de Vehículos (ITV).

 

Eduardo Salazar, director general de Grupo Andrés, explica que “la reglamentación vigente permite utilizar cubiertas de invierno con un índice de velocidad inferior al de las cubiertas homologadas, con el consiguiente recorte de precio –entre un 15% y un 25%–. Si, además, tenemos en cuenta que los modelos de marcas como General Tire, Nankang o Sunitrac soportan sin problema las exigencias de la conducción veraniega, la elección es especialmente acertada”.